LOCALIZAN POR PRIMERA VEZ UN MISTERIOSO ESTALLIDO A 6.000 AÑOS LUZ

El 18 de abril de 2015, en Australia, fue detectada una intensa señal de radio procedente de un fenómeno que había liberó en milisegundos la misma cantidad de energía que el Sol en dos días. Se trataba de un fenómeno conocido como Estallido Rápido de Radio (FRB, de sus siglas en inglés).

Anteriormente, los FRB se se detectaban buscando entre enormes cantidades de datos recogidos durante meses e incluso años, pero, para entonces, la fuente del estallido había desaparecido. Ahora, un equipo de astrónomos liderado por Evan Keane, se preparó para descubrir el FRB segundos después de su llegada a la Tierra. De esta manera, sería posible identificar su origen.

Pocas horas después de la detección de las ondas de radio, algunos telescopios alrededor del mundo buscaron su procedencia. Utilizando el telescopio óptico Subaru de 8,2 metros, que el Observatorio Astronómico Nacional de Japón tiene en Hawaii, el equipo de Keane identificó el origen del estallido en una galaxia a 6.000 millones de años luz de la Tierra. Era la primera vez que se conseguía localizar un FRB.

Los científicos, estiman que todos los días llegan a la Tierra varios miles de estos estallidos. Desconocer de dónde procedían estas señales dificultaba el saber que fenómeno las producía.

Existen tantas ideas sobre lo que puede producir estos estallidos como estallidos detectados. Agujeros negros que se evaporan, cuerdas cósmicas, etc. Son algunas de las teorías que se han propuesto. Las teorías más aceptadas hasta ahora indican, sin embargo, que podrían ser estrellas de neutrones jóvenes que lanzan sus pulsos de ondas de radio de forma repetitiva. Otro tipo de suceso que podría generar los estallidos de energía detectados por los radiotelescopios, son los producidos por el choque de escombros de estrella.

El descubrimiento, parece dar la razón a quienes hablaban de impactos colosales. Los autores del artículo de Nature plantean que este estallido, bautizado como FRB 150418, lo produjo el choque entre dos estrellas. Sin embargo, aún deberá acumularse mucha información para que el veredicto sea firme. Y según cuenta David Champion, un investigador del Instituto Max Planck alemán que descubrió otro FRB que parecía procedente de una estrella joven, es posible que las fuentes no sean de un solo tipo.

Opinión

Mi opinión es que encuentro muy interesante este artículo porque si uno se para a pensar que una explosión producida a 6000 años luz de la Tierra, se pueda llegar a identificar su procedencia y la causa de dicha explosión,me parece fascinante.

Enlaces

http://elpais.com/elpais/2016/02/24/ciencia/1456335998_029979.html

DAVID PARDO

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s